¿Necesitas un experto?

phone icon+34 911847819
divider

Proyecto

separator

Consultoría


Aunque trata de ofrecer a cada empresa un servicio de consultoría a medida, Luis Huete distingue los dos tipos de colaboración que se han dado con más frecuencia en su ejercicio profesional: el de acompañamiento estratégico y el de transformación.

ACOMPAÑAMIENTO ESTRATÉGICO

En la actualidad se encuentra inmerso en un programa del primer tipo con una importante empresa textil española, que durante el último año y medio ha estado afrontando un escenario de importantes desafíos estratégicos. Colabora, mediante sesiones mensuales con el Comité de Dirección, a afrontar esos retos de una forma más eficiente e ilusionante, y, por el momento, los resultados están siendo muy alentadores.

Dividió el proceso en tres fases o bloques diferenciados, con una secuencia clara:

  • Diagnóstico e identificación de alternativas estratégicas.
  • Visión de futuro: determinación de los elementos del estado futuro preferido.
  • Ejecución: elaboración del plan de negocio, priorización de las iniciativas transformadoras y de ejecución.

A través de entrevistas, encuestas, casos, conferencias y talleres se estableció, en primer lugar, un marco de la situación actual. Partiendo de ese diagnóstico, se trazó una visión de futuro en la que, teniendo en cuenta las tendencias que más relevancia tendrían para la empresa, se determinó una meta para los siguientes años. El bloque posterior está consistiendo en “pavimentar” el camino hasta esa meta, estableciendo las líneas de acción, los objetivos a corto plazo y el plan de acción de los años venideros.

PROCESOS DE TRANSFORMACIÓN

En la otra categoría de proyectos de consultoría, la de procesos de cambio y transformación, destaca, entre sus clientes actuales, el caso de un importante banco argentino. En un formato parecido al anterior, Luis Huete se reúne periódicamente con el Comité de Dirección del banco para confrontar juntos las distintas fases del proceso y la elaboración de un plan estratégico para los próximos diez años.

Con la colaboración (que dura ya casi un año) se contribuyó, en un principio, a conseguir un diagnóstico certero de la situación de partida y una configuración atractiva del proyecto de futuro a la que se debería llegar, y del proceso para alcanzarlo.

La propuesta de colaboración tenía los siguientes objetivos:

  • Ayudar a que el Comité de Dirección se cohesionase más alrededor del proceso de transformación
  • Mejorar la calidad de su trabajo en equipo para obtener más sinergias, coordinación y comunicación entre las distintas áreas funcionales
  • Lograr una arquitectura y dinámica de reuniones que fomentase la mejor ejecución posible de las decisiones estratégicas y de transformación de la empresa.
  • Iniciar la reflexión sobre la cultura que necesitaba la empresa para lograr su transformación estratégica y el plan de cambio cultural a ejecutar.

La colaboración incluye cinco líneas de actuación:

  1. Entrevistas individuales con los miembros del Comité para entender la perspectiva y el sentimiento con el que estaban viviendo el proceso de cambio.
  2. Off-sites de reflexión y de generación de relaciones informales para pensar “out of the box” sobre el proceso de transformación, las claves de éxito del equipo directivo, los avances en la gestión del trabajo en equipo, etc. Los off-sites ofrecen una inmejorable oportunidad de discutir sobre herramientas conceptuales de gestión del cambio, coordinación lateral, estilos directivos y gestión de cultura a través de talleres de trabajo.
  3. Asistencia a reuniones formales del Comité de Dirección para dar información de retorno sobre las dinámicas observadas y detectar oportunidades de mejora.
  4. Reuniones de seguimiento con RH o el Comité de Seguimiento.
  5. Participar en la comunicación interna con el siguiente escalón de reportes para explicar el trabajo realizado y los avances logrados.

En el año largo que dura la colaboración, los avances en cohesión y planificación alrededor del proceso de cambio han sido llamativamente positivos, y Luis Huete piensa con ilusión en los resultados que seguirán consiguiendo en los próximos meses.

Expertos relacionados

separator
separator